Las pruebas serológicas son cruciales para superar la pandemia de la COVID-19, ahora y con una mirada puesta en el futuro

El papel de las pruebas serológicas en COVID-19

Las pruebas serológicas para la COVID-19 identifican los anticuerpos contra el virus (SARS-CoV-2) a partir de una muestra de sangre1. La presencia de anticuerpos contra el SARS-CoV-2 en sangre indica que el paciente, sintomático o asintomático, ha presentado una respuesta inmunitaria frente al virus.

 Las pruebas serológicas desempeñan una función importante en todo el proceso asistencial del paciente y resultan esenciales para el tratamiento y el control de la infección. Son fundamentales para determinar el alcance total de la enfermedad, combatir la pandemia y restablecer la confianza de la población. 

Tras identificar la necesidad crítica de disponer de pruebas diagnósticas rápidas y precisas, ahora contamos con una prueba de anticuerpos totales: la prueba SARS-CoV-2 Total*, la cual detecta tanto los anticuerpos IgM como los IgG, más duraderos, a fin de facilitar un cuadro más claro de la evolución de la infección.

 


Monitorización, terapia y seguimiento

Las pruebas serológicas desempeñan una función fundamental en el abordaje del paciente. A diferencia del ARN vírico, que es indetectable tras la recuperación del paciente tras la infección, los anticuerpos contra el SARS-CoV-2 pueden permanecer en la sangre de forma aún indefinida y detectarse en pacientes que han superado la infección o han sido portadores sin saberlo1,2. Cuando se conozca mejor el mecanismo de inmunidad, las pruebas serológicas podrán también detectar la inmunidad real en las poblaciones y los pacientes expuestos. A medida que la pandemia evolucione, esta posibilidad será sumamente valiosa para controlar la enfermedad y ante nuevos brotes que puedan producirse en el futuro2,3.

Más específicamente, las pruebas serológicas pueden:

  • Ayudar a identificar a los pacientes infectados que se hayan curado o estén en proceso de curación y, por tanto, ofrecer una idea de la prevalencia del virus en las poblaciones, incluidas las infecciones que sean o hayan sido leves o asintomáticas†.
  • Detectar la posible inmunidad de los pacientes de COVID-19 curados, con lo cual dichas personas podrían volver a trabajar o integrarse en la sociedad y contribuir a la actividad económica.
  • Detectar la posible inmunidad de personas como los profesionales sanitarios, con lo que podrían seguir luchando contra la COVID-19 y posiblemente evitar una cuarentena innecesaria.
  • Ayudar a evaluar la respuesta a la vacunación.

 

 


No todas las pruebas de anticuerpos son iguales

Para garantizar una gestión eficaz de la amenaza de la COVID-19, es fundamental lograr una calidad elevada, una elevada productividad y accesibilidad y especificidad para la proteína adecuada.

Descargar la infografía

Utilidad clínica de las pruebas de anticuerpos contra el SARS-CoV-26

 

Prueba serológicaAntígeno dianaVigilancia de la población general4Situación de gravedadRastreo de contactos (rastreo de exposiciones conocidas entre la primera y la tercera semana)Curación de la infección4Vacunación con una posible vacuna que actúe sobre el RBD de la S1Posible evaluación de la inmunidad7
TotalS1 RBDMuy recomendableMuy recomendableMuy recomendableAlternativa aceptableAlternativa aceptablePuede usarse
IgGS1 RBDMuy recomendableAlternativa aceptableAlternativa aceptableMuy recomendableMuy recomendableMuy recomendable
TotalNMuy recomendableMuy recomendableMuy recomendableAlternativa aceptablePodría no ser apropiada para esta aplicaciónPodría no ser apropiada para esta aplicación
IgGNMuy recomendableAlternativa aceptable5Alternativa aceptable6Muy recomendablePodría no ser apropiada para esta aplicaciónPodría no ser apropiada para esta aplicación

 

 


Referencias

1. https://www.azcentral.com/story/news/local/arizona-health/2020/03/28/university-arizona-working-tests-detect-covid-19-antibodies/5083093002/
2. https://www.bcg.com/en-us/publications/2020/how-covid-testing-works.aspx
3. https://www.reuters.com/article/us-health-coronavirus-immune-test-insigh/u-s-companies-labs-rush-to-produce-blood-test-for-coronavirus-immunity-idUSKBN21C1KK
4. Si la especificidad de la prueba es superior al 99,5% y si todos los tipos de anticuerpos perduran por igual.
5. Los datos se limitan a la comparación de la IgG (N) con el total (N) para la detección precoz cuando se utilizan ensayos de alta sensibilidad y especificidad.
6. Tomando como base datos disponibles actualmente que avalan la neutralización por parte de algunos anticuerpos del DUR de la S y, en particular, de la S1; sin embargo, no hay datos similares para la N. La detección de la N no indica de forma directa si los anticuerpos del DUR de la S1 u otros anticuerpos de la espícula posiblemente protectores pueden estar presentes (ni con qué concentraciones).
7. Hasta la fecha se desconoce cuánto tiempo perduran los anticuerpos tras la infección y si su presencia confiere inmunidad protectora.

* La FDA no ha aprobado ni autorizado esta prueba. La FDA ha otorgado una autorización de uso urgente (EUA) para su uso por parte de laboratorios autorizados. Esta prueba ha sido autorizada únicamente para la detección de la presencia de anticuerpos contra el SARS-CoV-2, y no para ningún otro virus o patógeno. Esta prueba solo está autorizada mientras dure la declaración de que existen circunstancias que justifican la autorización de uso urgente de pruebas diagnósticas in vitro para la detección y/o el diagnóstico de la COVID-19 según el artículo 564(b)(1) de la ley 21 U.S.C. § 360bbb-3(b)(1), salvo que la autorización sea revocada o anulada antes. La disponibilidad del producto puede variar de un país a otro y está sujeta a los distintos requisitos normativos.

Aún no se ha establecido la inmunidad en casos de curación de la infección; es necesario contar con datos adicionales para confirmarla o refutarla.